top of page

El Barça logra los tres puntos en un partido loco

A pesar de comenzar con un 0-2 a favor, el 'submarino amarillo' logró remontar el partido. Aún así, el FC Barcelona supo reaccionar rápido gracias a los cambios de Xavi Hernández. Robert Lewandowski se estrenó como goleador, Ferran Torres volvió a ser decisivo, pero el mejor fue Lamine Yamal.


Con las bajas de Raphinha, Araújo, Pedri y visitando el feudo del Villarreal, era previsible que el encuentro sería difícil...y así fue. Los azulgrana llegaban a La Cerámica donde llevan sin conocer la derrota 15 partidos tras haber ganado en el día de hoy. Xavi tenía que afrontar las bajas y sus elegidos fueron Sergi Roberto, Marcos Alonso y Gavi. Siguió apostando por Lamine Yamal en detrimento de Ansu Fati, Abde y Ferran Torres.

Por su parte, Quique Setién no podía contar con Coquelin ni Alberto Moreno lesionados y decidió incluir a Gabbia por un Raúl Albiol que llegaba entre algodones.

Los locales iniciaron el duelo apretando la salida de balón del Barça con una línea de cuatro jugadores ofensivos. Por ello, Frenkie De Jong y Oriol Romeu se ofrecían por dentro, alternándose para ir al apoyo y conseguir superar dicha presión. Buscaban desplazamientos en largo buscando la envergadura de Sorloth para que bajara la pelota de espaldas. De ese modo intentaban crear peligro en jugadas desde la segunda línea conectando con Terrats, Baena, Capoue, etc. De hecho, sería el ex de la Real Sociedad quien daba el primer susto a los cinco minutos con un gol anulado por un fuera de juego milimétrico.


Tan solo dos minutos más tarde, Baena volvía a disponer de una oportunidad para lograr abrir el marcador, pero el disparo desde la frontal se marchó desviado. Los tiros de media distancia eran un recurso que los del 'submarino amarillo' empleaban para finalizar las jugadas. Además, se sentían cómodos en las transiciones rápidas con pocos pases y, de nuevo el ariete nórdico tuvo el 1-0 antes del minuto 10, pero Ter Stegen detuvo el mano a mano.


Fue sin embargo el FC Barcelona, en el minuto 13, quien conseguiría adelantarse en el electrónico en la primera ocasión de los azulgrana. Gavi aprovechaba un centro magnífico y cerrado desde la derecha de Lamine Yamal, para rematar de cabeza a placer en el segundo palo. Y la efectividad culé seguiría siendo de un 100%, ya que tan solo dos minutos después, Frenkie De Jong haría el 0-2, asestando un duro golpe anímico y silenciando a La Cerámica. El Barça se adueñaban del choque y controlaban la posesión del esférico para tratar de frenar el ritmo. El centrocampista neerlandés se convertía en el amo y señor del centro del campo mostrándose omnipresente en el terreno de juego.

En el minuto 25, el guardameta alemán volvía a parecer infranqueable al parar un disparo cruzado de Alfonso Pedraza. Sin embargo, el cuero se marchaba a córner y, de ese mismo saque de esquina, Juan Foyth superaba a Sergi Roberto y remataba de cabeza para recortar diferencias (1-2). El lateral derecho argentino pretendido por los blaugrana lo celebraba con rabia y contagió a sus compañeros en los minutos siguientes. De hecho, los locales reaccionaron a lo grande y, en el minuto 40, Alexander Sorloth establecía el 2-2. Tras una excelente jugada de combinación que inició Gerard Moreno, Pedraza asistía al delantero nórdico que remachaba a placer.


Durante el descanso, Xavi Hernández se vio obligado a sustituir a Andreas Christensen por unas molestias físicas. El técnico catalán daba entrada a Eric García para que ocupara la posición del danés junto a Jules Koundé en el eje de la zaga. A los tres minutos de la reanudación, Oriol Romeu probaba fortuna desde la frontal del área, pero el disparo salía por encima del larguero. Sin embargo, Alex Baena sí acertó y, en el minuto 50, culminaba la remontada amarilla (2-3). El ex del Girona marcaba tras otra asistencia de Pedraza y superando al primer toque al portero germano.


Cinco minutos más tarde, Lamine Yamal estrelló un fuerte derechazo a la cruceta. El de La Masía era el que más peligro generaba por parte del Barça gracias a sus internadas desde la derecha. Los visitantes reaccionaban bien al varapalo y encerraban a los pupilos de Quique Setién en su propio área. La declaración de intenciones venía desde el banquillo azulgrana y Xavi introducía a Ferran Torres para pasar a sistema de 4-2-4 en situación de ataque. El ex del Manchester City ingresaba por Oriol Romeu y se colocaba junto a Robert Lewandowski.


Precisamente sería "el tiburón" quien empataba de nuevo el encuentro tras batir a Jörgensen (3-3). Pero el éxtasis llegaría tan solo tres minutos más tarde: Robert Lewandowski empujaba un balón que venía rebotado de otro tiro de Yamal. El polaco ponía fin a su supuesta sequía goleadora y conseguía su primer tanto en liga. El técnico cántabro agitaba el banquillo al ver que su equipo comenzaba a acusar el esfuerzo y estaba abajo en el marcador. Entraban Santi Comesaña, Ilias Akhomach y Denis Suárez por Gerard Moreno, Terrats y Capoue.


En el minuto 76, a la grada de Castellón no le quedó más remedio que aplaudir el recital de Lamine Yamal cuando el MVP del encuentro fue cambiado. Los aficionados reconocían la actuación del atacante azulgrana mientras Ansu Fati relevaba al de Mataró. Diez minutos después participaba otro canterano más, ya que Fermín López daría descanso a Ilkay Gündogan y debutaba en LaLiga. En el minuto 90, Robert Lewandowski pudo sentenciar el partido, pero el arquero sueco impidió el tanto. También atajó el disparo de Fermín cuando ya se cumplían dos minutos de tiempo extra.

El colegiado puso punto y final a un encuentro fatídico, con mucho ritmo, intercambio de golpes y de goles. Dos remontadas en un mismo partido entre dos conjuntos que jugaron a tumba abierta y en busca de una victoria que acabó cayendo del lado azulgrana.

Comentários


CONTENIDO PROMOCIONADO

ENTRADAS RELACIONADAS

bottom of page