top of page

El Barça se queda a un punto del Real Madrid

Actualizado: 27 oct 2023

El Clásico enfrentaba a los dos mejores equipos de la Euroliga, pero el encuentro fue emocionante debido a la pobre actuación por parte de ambos. Los azulgrana comenzaron dominando, pero un tercer cuarto para olvidar hizo que el último esfuerzo no fuese suficiente.

Jan Veselý y Willy Hernangómez ofrecieron resistencia en la primera parte, y en la segunda mitad Abrines y Satoranský llevaron al equipo a luchar hasta el final. Sin embargo, los madridistas liderados por Deck, Poirier y el ex azulgrana, Mario Hezonja lograron derrotar al FC Barcelona (65-64).


Los barcelonistas buscaban venganza tras sus dos últimas derrotas frente a los blancos y comenzaban superando a su rival gracias a un Veselý que sigue en plena forma, tal y como demostró contra Partizan y Bayern de Múnich. El checo tenía enfrente a Edy Tavares y ambos se echaban el equipo a la espalda. El blaugrana acumulaba 8 puntos y el gigante de Cabo Verde, 6. De hecho, cuando transcurrían siete minutos, el pívot africano había sido el único en anotar para los suyos. En cambio, el Barça repartía su anotación y se distanciaba en el luminoso (6-14). Chus Mateo se vio obligado a pedir tiempo muerto para tratar de detener la hemorragia. Abrines seguía acertado desde el triple, pero la incorporación de Vincent Poirier sostenía a los locales antes de finalizar el primer cuarto (12-19).

El segundo tiempo arrancó con un Willy Hernangómez estelar y con cuentas pendientes con Poirier. La lucha en la pintura era algo personal y el técnico del Real Madrid recurrió de nuevo a Tavares para intentar frenar al español. Sin embargo, el pívot culé guiaba a los suyos con 11 puntos (16-30), mientras su antigua afición lo abucheaba. Los merengues arrastraban un 0/14 en triples, pero Gaby Deck, con otros 11 puntos, aprovechaba el bloqueo de un FC Barcelona incapaz de anotar durante seis minutos.

La conexión argentina entre el alero y Campazzo daba vida a unos madridistas que se marchaban al descanso con el pabellón celebrando el triplazo de Deck sobre la bocina (28-30). La dupla albiceleste fue la encargada de situar al Real Madrid por delante en el marcador (32-30) y alimentaban el parcial de 16-0 desfavorable a los blaugranas. Finalmente Kalinic pondría fin a una tortura que duró casi ocho minutos.


Hezonja secundaba el festival anotador de Deck y contribuía atrapando todos los rebotes que caían por su zona. El croata y el ex de Oklahoma City Thunder causaban estragos, pero la guinda la volvía a poner Poirier. El francés machacaba el aro y obligaba a Roger Grimau a solicitar tiempo muerto cuando los locales alcanzaban su máxima ventaja (46-39). Chus Mateo reservaba a Deck y Hezonja para el último asalto y el público los ovacionaba merecidamente. La grada terminó de vibrar con otro mate de Poirier y festejaban el cierre del cuarto con 10 puntos por delante de su rival (51-41).

El pívot galo del Real Madrid continuaba imponiéndose en el juego interior y seguía acumulando puntos en su casillero. Rokas Jokubaitis acudía al rescate del Barça y provocaba el tiempo muerto por parte del entrenador local a falta de cinco minutos (57-49). Aún así el parcial de 1-11 favorable al FC Barcelona metía de lleno a los visitantes en la pelea. Se mascaba la tragedia en el WiZink Center cuando Satoranský empataba el Clásico.


Pero más tarde, una repetición eterna concedía la posesión a un Real Madrid que se aferraba a un Campazzo errático desde el tiro libre. El base argentino cometía falta para que Satoranský no lanzara un triple, pero los colegiados decretaron tres tiros para el checo. El pabellón silbaba provocando que el azulgrana no acertara el primero y el segundo lo lanzó a fallar, pero de nuevo Hezonja se hacía con el rebote; el más importante de la noche. El alero madridista ponía el broche al encuentro y hacía inútil el triplazo de Abrines (65-64).



Comments


CONTENIDO PROMOCIONADO

ENTRADAS RELACIONADAS