top of page
Traspaso
Nico Williams
FC-Barcelona.png
>>
FC-Barcelona.png
75%
Live.gif

AHORA

Renovación
Sergi Roberto
FC-Barcelona.png
>>
FC-Barcelona.png
50%
Live.gif

AHORA

Traspaso
João Cancelo
FC-Barcelona.png
>>
FC-Barcelona.png
35%
Live.gif

AHORA

Kimmich sigue en los planes del Barça

La llegada de Hansi Flick y el interés en Joshua Kimmich y otros talentos, marcan un verano decisivo para el medio campo azulgrana.

La salida de Sergio Busquets el pasado verano rumbo a Miami, dejó un vacío significativo en el centro del campo del FC Barcelona. Busquets no solo era un pilar fundamental en el esquema táctico de Xavi Hernández, sino también un líder en el vestuario. La marcha del de Badia del Vallés representó un duro golpe, tanto en términos futbolísticos como emocionales, dejando huérfana una posición clave para el equipo culé.


El mercado de fichajes fue particularmente intenso para el Barcelona. La debilidad económica del club impidió acometer grandes operaciones, como la del deseado Joshua Kimmich, y la negativa de Martín Zubimendi, cuyo fichaje tampoco hubiera sido viable debido a su cláusula de 50 millones de euros. Ante esta situación, Xavi y el director deportivo Deco optaron por una solución más asequible, eligiendo a Oriol Romeu como una opción 'low cost' para el pivote defensivo.


Romeu, formado en La Masía, llegó con la esperanza de llenar el enorme vacío dejado por Busquets. Sin embargo, la sombra del legendario mediocampista se cernió sobre él, y su rendimiento fue de más a menos. Esto llevó a Xavi a buscar alternativas dentro de su plantilla, y Andreas Christensen fue reconvertido como pivote para minimizar riesgos, una apuesta que terminó dando buenos resultados.

La reciente incorporación de Hansi Flick como técnico del Barcelona ha supuesto un cambio significativo en la visión del equipo sobre el mediocentro defensivo. Flick, conocido por su flexibilidad táctica y su capacidad para adaptarse a las características de sus jugadores, ha ampliado las opciones para cubrir la posición de '4' en el equipo. El esquema 4-2-3-1 que propone Flick ofrece más variantes, y el pivote posicional no necesariamente tiene que ser un centrocampista tradicional como Busquets o Romeu. Esto ha dado más alternativas a Deco en la búsqueda de un medio que pueda adaptarse a las nuevas exigencias del equipo.


A pesar de las dificultades económicas y las múltiples opciones consideradas, Joshua Kimmich sigue siendo la prioridad para el Barcelona. Kimmich, actualmente en el Bayern de Múnich, es uno de los mejores centrocampistas del mundo y su versatilidad, capacidad para leer el juego, y habilidades tanto defensivas como ofensivas, lo convierten en el candidato ideal para ocupar la vacante dejada por Busquets.


La presencia de Kimmich en la lista de objetivos del Barça no es una novedad, pero las circunstancias actuales podrían facilitar su llegada. La adaptación del equipo a un estilo de juego más flexible bajo Flick podría hacer más atractivo el proyecto blaugrana para el internacional alemán. Además, la situación contractual de Kimmich en el Bayern y su posible interés en un nuevo desafío podrían jugar a favor del Barcelona.

Comments